-->

domingo, 27 de marzo de 2011

Encuéntrame.


Hola, ¿qué tal estás? Quería conversar un ratito contigo. ¿Te importa? Espero que no.
Quería decirte que hoy me he pasado todo el día pensando en ti. En cómo estarás, de qué estado de ánimo. Con quién. De que forma. Feliz, triste, solo, impaciente... Impaciente, esperando por algo o por alguien. Pensando en qué o en quién. Sí. Me preguntaba si has estado pensando en mi. Pero no sé la respuesta.
¿Dónde estuviste hoy? No te encontré. Y, ¿ayer? Ayer tampoco te ví. No sé dónde estás metido. No logro encontrarte. Por más que te busco y deseo cruzarme contigo, nada. No encuentro nada. El otro día me pareció cruzar una mirada contigo, dos. Pero no, creo que fueron alucinaciones mías.

En fin, ¿cuándo aparecerás? Ya estoy cansada de buscarte. De imaginarte. De pensarte. De soñarte.
¿Cuándo dejarás de ser un sueño a convertirte en realidad?
Te sigo esperando...

1 comentario:

Antony dijo...

oiiix!! igual me pasa a mí.
Pues a este paso nunca se hará realidad (yo estoy igual), mejor será que busques mejor... u.u